viernes, 17 de enero de 2014

Máximo Beltrán - fragmentos autobiografcos para un proyecto literario. RELATO 3

3.-
¡¡¡Puto Dios, Puto Dios!!!…maldije a la Creación ese día, quizás al hacerlo me maldije y al hacer público mi relato de vida me exorciso definitivamente; desde ese día se fueron muriendo todos, que manera de morir jóvenes en Chillan en los ochentas, fue una procesión que hice mía y terminé no queriendo amigos, me fui encerrando y mi arte fue mi refugio; cuando conocía alguien trataba de no conocer más allá de lo estrictamente conveniente, , comencé a temer, no quería amar, ni menos involucrarme, un día se fueron cuatro amigos y si yo escribo esto es únicamente porque ese día llegue tarde al viaje.

Un día, hace años atrás, vi a Rodrigo en el centro de Chillan, fue el mismo día en que supe que su mamá había muerto y yo me matriculaba en el último año de diseño, de eso me acuerdo bién, yo usaba un sombrero de fieltro verde, a cuadritos, estaba en la Casa Central del IPROCH en la plaza de Armas cuando veo a Rodrigo entre los alumnos, yo estaba en la escalera mirando a la calle, baje corriendo y casi caigo….y estaba caminando ya por la plaza….lo seguía, mi corazón saltaba y mi boca se secaba y las palpitaciones eran a mil, pensé que caería desmayado….lo perdí, termine sentado en un banco llorando; ese día mi padre me dijo que lo acompañara a la Pedro Lagos a dar los saludos a la familia de Rodrigo, porque su madre había muerto. Habían pasado tan solo cuatro años, mi madre me dijo que murió de tristeza.
Ahí supe, que de tristeza también se muere….

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada